viernes, 11 de junio de 2010

Payaso loco

Payaso loco, quítate la mierda de tu cara
y péinate los rizos como una magdalena
gimiendo muerte y sombra delante de la cruz.
Ve con tu sonrisa al váter y vomítala;
desnútrete por dentro, descalcifícate, sácate
los premios de la boca, el mimo, el giro,
el acordeón y las canciones. Tú no eres
payaso simple, eres un diestro enfermo
con la piel untada de pretensiones
y lucecitas rojas que disparan tu
verborrea.
Cántales a los niños
si no quieres que se te acaben
las excusas para mirarme
tan de cerca y
tan fugazmente.

3 comentarios:

juan bello dijo...

no quisiera ser yo ese payaso

Ser paciente tiene su precio... dijo...

Qué locura, que sucio camino impregnan las venas de un loco hambriento de sabor de rabia.

Qué tiempo, fugaz amigo del hombre perenne, que no pasa, que no queda, que no está ni quieto ni móvil, qué locura fugaz, el tiempo.

Qué niñez, lejana y cercana a unas tripas podridas, roídas por la pasada de manecillas dormidas, qué locura fugaz, qué tiempo, una niñez.

emigrante dijo...

"And if my life is like the dust
That hides the glow of a rose".

Dinah Washington